perfil.com

sociedad

desde el 13 de agosto

 

Tangueros de varios países se preparan para el mundial

Aparte de la competencia, en la que se anotaron 430 parejas, el evento contará también con un festival, decenas de shows y milongas en varios puntos y teatros de la Ciudad. La final será en el Luna Park.

Por Marilina Esquivel

Desde EE.UU. Brian y Yuliana practican más de cinco horas por día.
 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


Sacando viruta al piso, más de 430 parejas de bailarines del mundo se preparan para demostrar su talento milonguero en la octava edición de Tango Buenos Aires, festival y Mundial que se realizará del 13 al 31 de agosto.

“Esta competencia es muy desafiante porque el nivel es más alto que en cualquier lugar del mundo. Los bailarines son perfeccionistas en técnica, elegancia y musicalidad”, comenta el norteamericano Brian Nguyen, fanático del café doble con crema porteño. Nguyen y su pareja, Yuliana Basmajyan, una bella morocha armenia que conoció en una milonga en Los Angeles, participarán en la categoría Tango Salón. Para ello, practican alrededor de cinco horas por día. En el Mundial, cuyo presupuesto ronda los $ 2.500.000, se premiará a los mejores en las categorías Tango Escenario –enfocado en enriquecer la danza con una concepción coreográfica– y Tango Salón –que privilegia el baile social como una práctica de raigambre porteña–. Bolivia, Italia, Alemania, Japón, República de Corea, Grecia, Colombia, Uruguay, Venezuela, Brasil, Francia, Filipinas, Inglaterra, México, Paraguay, España, Chile y Australia estarán representados sobre las pistas.

En días más, desde Oporto, Portugal, llegarán Fernando Jorge y Alexandra Baldaque, bailarines desde 1994 y perfeccionados en el posgrado Tango: genealogía política e histórica de la Universidad de Buenos Aires. Este año, la dupla competirá por sexta vez en Buenos Aires en la categoría de tango de salón y, con varios premios europeos en su haber, esperan dar pelea y clasificar para la final. “El tango es parte de nosotros y de nuestra personalidad. Lo usamos para encontrar el equilibrio emocional y descubrimos que lo necesitamos como un alimento de nuestro corazón”, comenta Jorge, un ingeniero “cada vez más milonguero que ingeniero”. Cachita Tovar, venezolana, confesó que “el tango nos ha dado vida como pareja, nos ha sacado de la rutina”. Aunque aprendieron a bailar el tango en el reducto caraqueño La Concha Acústica de Bello Monte, hoy prefieren pasar sus tres horas diarias de práctica en las plazas de la ciudad. “Nos sentimos más libres”, agrega.

El Ministerio de Cultura porteño espera superar el récord de 300 mil personas que participaron del evento el año pasado. Además de la competencia, la ciudad celebrará el 2x4 con 150 shows y actividades gratuitas como conciertos, espectáculos de danza, milongas populares, muestras, conferencias, ferias de productos, clases y un ciclo de cine.

Raúl Lavié, Jean Francois Casanovas, Guillermo Fernández y Mora Godoy son algunos de los artistas que participarán del festival.

El punto en encuentro es en Bartolomé Mitre 575, que estará abierto desde el mediodía hasta la noche. Además formarán parte del circuito el Teatro de la Ribera, el 25 de Mayo, el Centro Cultural Recoleta, el teatro Presidente Alvear y el Planetario. Las rondas del Mundial de Baile se desarrollarán en La Trastienda y en el Teatro Coliseo y las dos finales de Tango Salón y Tango Escenario tendrán como marco el Luna Park, los días 30 y 31 de agosto.